Los payadores orientales celebraron su día el pasado 24 de agosto al cumplirse un nuevo aniversario del nacimiento de Bartolomé Hidalgo (1788-1822), pionero de la poesía gauchesca y emblema para los promotores de la cultura criolla.

En el año 1995 el Parlamento uruguayo aprobó la ley 16.764, declarando al 24 de Agosto, como el “Día Nacional del Payador”.

El payador es el narrador por excelencia de las costumbres, los modos de vida y también un filósofo rural cuya concepción del mundo, su moral y sus consejos configuran hasta la actualidad marcas de nuestra orientalidad.

Durazno tiene una rica historia en ese arte repentista.

Nos permitimos recordar entre tantos que cultivaron esa notable virtud, a José Ricardo Diaz y Eduardo Espinosa.

Díaz fue a fines de la década del 60, un impulsor de lo que sería realidad en el 73, del Festival Nacional de Folclore, integrando el grupo de folcloristas duraznenses que planteó por primera vez la realización en nuestra ciudad de un Festival Nacional de Folclore.

Eduardo, sin ser de Durazno (nació en Florida), defendió a capa y espada la modalidad payadoril, en numerables escenarios y desde su recordado programa en Radio Durazno, “Fogón para el mediodía”.

Recordarlos es entonces un homenaje más que oportuno y merecido.

 

%d bloggers like this: