El Grito de Asencio.

También se la llamó “La Admirable Alarma” y fue la decisión tomada por criollos de la Banda Oriental el 28 de febrero de 1811, a orillas del arroyo Asencio, de emprender las primeras acciones revolucionarias contra las autoridades realistas españolas de Montevideo, adhiriendo a la Junta de Buenos Aires.

Era un grupo de gauchos convocados por Pedro José Viera (Perico el Bailarín) y Venancio Benavidez. Al día siguiente tomaron las poblaciones de Mercedes y Santo Domingo de Soriano.

En los meses siguientes los revolucionarios hicieron lo mismo con El Colla, actual Rosario, el 20 de abril y San José, el 25 de abril.

El 26 de mayo sitiaron Colonia del Sacramento, que cayó una semana después.

El incipiente movimiento recibiría un fuerte impulso con la incorporación de Artigas, que el 9 de abril pasó desde Entre Ríos a la Banda Oriental, (unos historiadores dicen que entró por la Calera de las Huérfanas, otros dicen que fue por Mercedes), para convertirse en el líder de la revolución.

Un mes más tarde sucedió la “Batalla de Las Piedras”.

EL PARQUE DE “LA ADMIRABLE ALARMA”

Actualmente, en el lugar donde ocurrió el Grito de Asencio hay un parque público, que mantiene la Intendencia de Soriano.

Allí están representados los diecinueve departamentos, mediante pedestales que tienen el Escudo departamental correspondiente y contienen tierra de cada uno de ellos.

Se integra a un monte de flora nativa. Fue ideado por Wilde Marotta Castro, e inaugurado en 1979.

 

%d bloggers like this: