Un caballero al borde de la línea de cal.

Ulises Demarco

Ulises “Pocho” Demarco marcó una época en el fútbol duraznense, como técnico al frente de varios equipos. Destaco los equipos de Juvenil, Santa Bernardina y la Selección de Durazno. Campeón con todos ellos.

Poseedor de un estilo personal para dirigir y hacer entender sus pretensiones como estratega a sus dirigidos, puso de relieve su saber y su olfato futbolístico.

Desde mis años más jóvenes lo recuerdo, porque me impresionó sobremanera, y luego mis mayores me lo ratificaron, su educación y fino sentido de las relaciones humanas.

Un caballero que vivió su pasión por el deporte al borde de la línea de cal.

El mejor recuerdo para un hacedor de la historia del fútbol del interior.

Por Carlos Fariello

%d bloggers like this: